25 oct. 2010

Alien y Sesos

Ya tocaba volver a actualizar con un seso de calidad y llevaba tiempo aplazando esta mítica escena de Alíen:



Cómo me gustan los clásicos... la sangre rosa, los efectos especiales de "última" generación que se quedan obsoletos, las reposiciones de domingo por la tarde... y es que hay sesos que por mucho que pasen los años siguen revolviendo nuestras entrañas... nunca mejor dicho.

20 oct. 2010

Harry Potter y Besos

Estoy deseando que por fin acabe la saga cinematográfica de Harry Potter... de hecho, lo estoy deseando desde que tenía once años y salió la primera película. Y es que cada entrega es peor que la anterior, pero la niña que llevo dentro desea fervientemente ver en la pantalla grande todas las escenas que imaginó en su día, cuando soñaba con lechuzas y castillos mágicos.

Ahora bien, el funcionamiento del mundo mágico me intriga. Si no existen escuelas mágicas de primaria y los niños entran en Hogwarts cuando deberían empezar la ESO... ¿No tienen estudios medios? ¿No saben hacer ecuaciones, ni análisis sintáctico, ni formulaciones?

¿Y por qué no se dejan de hechizos, varitas mágicas y pociones y se lían a tiros como Dios manda?

¿Y como es posible que Daniel Radcliffe sea tan atractivo con gafitas y túnica, pero cuando se las quita pierde todo su sex appeal?

En fin, todas estas preguntas, y muchas más pueden responderse de manera muy sencilla: Magia!!




video

4 oct. 2010

One Tree Hill y Sesos

Ya he hablado antes de esta serie, dramática y enrevesada como ninguna. Pero sin duda, esta escena merece una mención a parte. Está considerada como una de las escenas más vergonzosas y extravagantes de la historia de la televisón. A mí, personalmente, me parece una birllante a la par que horrible y hasta hiriente forma de resolver una trama.

Como los culebrones son mas escabrosos cuando los cuentas que cuando los ves, os pongo en antecedente para que podáis disfrutar al máximo de esta joya audiovisual: Dan (el señor del pijama) tuvo un hijo en la adolescencia del que se desentendió, Lucas (el que le mira con cara de hijo putilla al final). La relación padre/hijo es más complicada que nunca, pues Dan acaba de salir de la cárcel por matar a su hermano, que había sido como un padre para el chaval (de ahí la cara de hijo putilla). Ahora Dan espera un trasplante de corazón y coincide en la sala de espera con Lucas.


Y en medio de esta imposible situación familiar... el destino:


¿Como os quedáis? A mí me gustaría remarcar la cara de circunstancia de la enfermera, sin duda, el mejor trabajo de figuración del mundo.

P.D: El próximo seso sera uno de tiros y violencia, lo juro.